Hover Setting

default

Farturruta del Riu Profundu comiendo en Casa Eladia

 

Dirección: Piñera, Rozaes - Villaviciosa
Teléfono: 985 558 085


Calidad: 4/5
Precio: 47€





Comentarios: Siempre asociamos Villaviciosa a su ría y sus preciosas playas, pero hoy os propongo un plan distinto siguiendo uno de sus ríos descubriendo una ruta por antiguos molinos en un entorno precioso. Y a muy pocos kilómetros de esa ría y esas playas. 

La Farturruta por el Ríu Profundu es una ruta linea, de 15kms en total (ida y vuelta) y con un desnivel acumulado de unos 300m, concentrados casi todos en el tramo final de llegada al pueblo de Buslaz. Podéis ir caminando con los críos (aunque no con carricoches, como alguna me preguntáis). Nosotros tardamos 2h y media en la ida y 2h en la vuelta. Sin prisa y parando a hacer fotos. 

Mucha gente se ahorra la subida a Buslaz y da la vuelta tras ver el Molín de la Peña, el molín más icónico de la ruta por la cascada que se forma al lao y casi el que se encuentra en mejor estado de conservación. Nosotros os recomendamos el esfuerzo hasta subir a Buslaz porque es un pueblo muy guapo, es media hora de subida en un duro repecho. 

Es una pena que los molinos de la ruta estén así de descuidados, porque la ruta es preciosa. En unos sitios indican que hay 22 molinos en la ruta, en otros 18. Nosotros no vimos tantos. 

Os recomendamos que llevéis calzado de recambio y polainas, porque suele haber bastante barro en la ruta debido a la humedad y a la poca luz que entra en el camino. Es parte del encanto de la ruta. 


Comenzamos en Valbúcar (Amandi). Hay una pequeña zona de aparcamiento a un lao de la carretera, y otra a las mismas puertas de la Quinta la Vega. Una entrada preciosa. 


Bordeamos durante unos metros la finca. 


Y en seguida aparece el cartel que indica el primer molín, de Griselda, que se ve poco, pero algo se distingue al fondo. 


Como veis, el río se mezcla con el camino y lo llena todo de barro. Y eso que era verano. 


Al poco, salimos a una carretera que forma parte de la ruta unos 500m. Apenas hay tráfico. 


Nos lleva al pueblo de Villaverde. Con alguna casa rural. 


Encontraréis un desvío hacia Llugás. Nosotros seguimos de frente en dirección Busláz.


Y nos desviamos a la derecha cuando llegamos a la altura de un vivero. 


Retomamos la ruta, y como veis, pasamos por partes realmente preciosas. 


Para evitar resbalar en alguna bajada, tenemos ayuda. 


Encontramos alguna Cuerria. Corra, zarru [de piedres de forma circular, onde s’echen les castañes pa qu’abra l’oriciu]. 2 Cercáu [pa guardar animales]. 3 Montón [d’oricios puestos a curar]. 4 Parte [del intestín gordu de los rumiantes].


Y alguna pequeña cascada.


Mientras nos seguimos encontrando con Molinos, en pésimos estado de conservación. Como éste del Pitu. 


El camino está perfectamente marcado y nos hay pérdida posible. 


Llegamos al Molín de Perea, al que accedemos cruzando un puente. 


Tras atravesar una zona de praos, donde por un momento no vemos el rio (aunque sigue habiendo barro igual), encontramos el Molín de Pernilles. 


Y de vuelta al río.


Encontramos el Molín d'Arriba. 


Cruzamos el puente


Y comenzamos un pequeña subida bordeando la zona del río para ver estas vistas tan guapas. 


De vuelta al río, el Molín de Pascual. 


Volvemos a cruzar de nuevo el río. Tened un poco de cuidado con este paso que la barandilla ofrece poca estabilidad. 


Y al poco, este puente tan guapo. 


Pegado al Molín de Lalón, del que apenas queda ya nada. 


Subimos por el unas piedras pegadas al Molín de Ullina, y al poco tenemos la "estrella" de los molinos de la ruta: el Molín de la Peña. Con una cascada espectacular. 


Incluso podéis visitarlo por dentro. Micha gente aprovecha esta zona para comer o, incluso bañarse cuando el tiempo acompaña, y después dan la vuelta por el mismo camino de ida. Hasta este molín calculamos unas 2h de ruta. 


Nosotros continuamos por el camino, y creemos que merece la pena. Pero vosotros decidís. Al poco encontramos el Molín de Esprón. 


Y uno de los mejores conservados de toda la ruta. Que incluso podéis visitar por dentro. 


A partir de ahí comienza una subida hasta el pueblo de Buslaz. Se hace un poco dura, pero es corta, de 1km aproximadamente. 


Es un pueblo precioso por el que merece la pena perderse. Lleno de hórreos, paneras y casonas preciosas. 


Tras dar una vuelta, volvimos por el mismo camino de ida. Parando a ver detalles que se nos pasaron a la ida. 


De vuelta al coche, fuimos a comer a Casa Eladia. Tenéis también cerca el Llagar de Cortina y su restaurante para rematar la ruta con una visita + comida al llagar. 


Un chigre-tienda de toda la vida. Precioso. Tienen una zona de barra y un pequeño comedor. También hay alguna mesa para comer en la terraza. Nosotros comimos en la mesa de la zona de barra, en nuestra salsa. 


La pizarrina con los platos que hay. Para beber, agua Fuensanta y Sidra Frutos. 


Pedimos Pantrucu para empezar. No hay muchos sitios que los hagan, y siempre que vamos a la zona del oriente, no los perdonamos. Buenísimo. Con unas patatas fritas de verdad. 


De segundo, Fabada. De 10. De las mejores que probamos nunca. De hecho, suelen quedar siempre entre los finalistas a los mejores premio de la mejor fabada y en 2019 ganador el premio a la Mejor Fabada de Villaviciosa. Es excepcional. 


Con el compangu aparte. Ración muy abundante para dos personas, debimos repetir 3 veces cada uno.


Todos los postres son caseros. Pedimos Tarta de Ablana (Avellana).  Densa, y con trozos de avellana por el interior. Buenísima. 


Y Tarta de Queso. De las mejores que probé nunca. Espectacular. 


Por si el sitio y la comida fueran poco espectaculares, os dejo el precio. Pagamos 47,30€. Insuperable. 


Después de comer, nos explicaron muy amablemente dónde ver algún molín más muy cerca del pueblo. 


Y ya que estábamos, nos acercamos hasta El Conventín de Valdediós, que está muy cerca (aunque mejor, consultad los horarios para no encontrarlo cerrao como nos pasó a nosotros). 


Molinos, cascadas, pueblos preciosos, chigre-tienda, una de las mejores fabadas del mundo y una de las iglesias más representativas del arte asturiano. Maravillosa Farturruta. 


No hay comentarios