Hover Setting

default

Nueva Visita: La Tabla

 

Dirección: Fano - Xixón
Teléfono: 985 136 456


Web: http://www.restaurantelatabla.com/
Facebook: https://www.facebook.com/restaurante.latabla
Instagram: [@restaurantelatabla] https://www.instagram.com/restaurantelatabla/

Precio: 95€


Comentarios: Uno de los mejores sitios donde vas a comer en Asturies, y si, además, eres amante del vino, seguramente el sitio donde mejor vayas a beber. 


La Tabla es uno de esos tesoros que tienes que descubrir porque lo tiene todo. Está situada en Fano, a las afueras de Xixón, en un ambiente rural precioso; el restaurante es una maravilla que combina piedra, madera, chimenea y ventanales, con un amplio jardín, aparcamiento, y una zona enorme para hacer eventos (de hecho, sus bodas son de las mejores que podéis contratar en Asturies), una cocina increíble que lleva años y años a un nivel altísimo, una atención de primera y tiene la mejor bodega de vino de Asturies (y sí, con buena representación asturiana, codeándose allí con lo mejor de lo mejor). 


O sea, lo tiene todo. 


Nos sentamos dos personas a comer. Pedimos el menú su Menú Degustación Litoral y aparte su plato de Cigala. El menú con la Cigala son 73€, los vinos, aparte. 


Comenzamos con Jerez Primitivo Collantes Amontillado Fossi. Crianza biológica de 4-5 años, y posterior oxidativa de 6-7 años. Unos 18º de felicidad, que se notan. Mucha almendra, pero fresco, entra solo. Parece más un fino que un amontillao. 


Lo tomamos con Salmorejo de Papaya, Avellana y Jamón. Una explosión refrescante en la boca. Maravilloso. 


Mantequilla Casera de Sabadiego de Noreña. Intensa, con el amontillao fue genial. 


Cambiamos de vino, a casa. Dominio del Urogallo Pésico Blanco 2018. No deben quedar muchas botellas. Fresco, mineral y con una ligera acidez. Poco cuerpo y casi parece una sidra de mesa. Una rareza. 


Mejillón en Escabeche de Roxmut. Lleva una mousse de mejillos y una gelatina de roxmut, el vermú de sidra del Llagar Castañón. Intensidad de sabores y contrastes de texturas en la boca. Muy bueno. 


Una de las sorpresas que ya nos enamoraran en la anterior visita, Hidromiel Moncalvillo Meadery Nº3Proyecto de los hermanos Echapresto (Estrella Michelín en Venta Moncalvillo). Hidromiel de baja montaña, de la zona de la Rioja. Nos maravilló, es como una especie de palo cortado pero con un toque de miel. Mieles de Brezo y Calluna (gorbizu) de Alta Montaña, se fermenta 35 días y se deja 1 año en barrica. Si os gusta probar cosas distintas, ésta es vuestra bebida. 


Crujiente de Sardina curada con Guacamole y Cereza. Una cosa de sardina marinada, con guacamole y helao de salmorejo de cereza. Toque ácido y refrescante con un punto crujiente. Muy bueno. 


Filipino de Calamar en Tinta con Alioli Cítrico. Un bocao con una intensidad en la boca espectacular. imaginaos, toda la potencia del calamar con su tinta y con una corona cítrica para contrastar. Genial. 


Caramelo de Morcilla en Jarabe de Vino Tinto. Un clásico de la casa que no puede faltar. Crujientes, intensos, para chuparse los dedos literalmente.


Con el caramelo nos traen el Vermut Carpano Antica Formula. El vermú italiano por excelencia. Especiao con un toque cítrico, a frutos secos e incluso vainilla. Nos encantó. 


Cigala, Panceta y Callos. Perfecto. Panceta a baja temperatura, caldo de horas y horas de callos y una cigala con el punto y sabor perfecto presidiendo. Toque picante. Elegante, pero potente. Tenéis que probarlo. 


Nos pasamos al blanco, Valdeorras Jorge Ordoñez Avancia Nobleza 2020. Una maravilla de godello, de los mejores vinos que probamos en la comida. Vino de una viña de 1939 de O Barco de Valdeorras. Crianza de 10 meses sobre lías. 


Lubina Asada con Mollejas y Langostinos. Lo tenía complicao después del plato anterior, pero resultó otra maravilla. Estas combinaciones las hacen genial. Y el punto de la lubina, perfecto. 


Nos cambiamos al tinto, Lombardia Lino Maga Barbacarlo 2014. Vino lombardo que se embotella cuando no terminó la fermentación, por lo que es una incógnita la evolución que va a tener. Vino sin clarificar, natural, directo, pero con mucha estructura e incluso una ligera aguja. Nos encantó. 


Lo tomamos con Chuleta de Casina Maridada, Vino de Cangas y Apionabo. Lleva una reducción de vino de Cangas y apionabo con azafrán. Brutal. La carne es increíble. 


Para los postres, Sidra de Hielo. Probamos la Bizi-Goxo del Llagar Zapiaín, y una botella recién sacada de los depósitos de Viuda de Angelón. Ya veis la direferencia de color. Zapiaín mucho más oxidada, y la de Angelón increíble, fresca, con un toque dulce pero también ácido, muy fina. Espectacular. 


Limanzana con Helado de Yogurt. Base de limón, tartaleta de yogur y manzana. Fresco, pero contundente. Combinación ganadora. Nos gustó mucho.


Contessa del Tiempo con Helado de Nata. Ya estábamos a punto de reventar pero no quedó nada.


Por si no tuvimos suficiente, con los cafés. 


Os dejo un resumen de los vinos que probamos. Increíbles. 


Pagamos 190€. 95€ por cabeza. Uno de los mejores sitios para comer y beber en Asturies. Y además, en un entorno maravilloso y con una atención perfecta. Indispensable La Tabla.  




No hay comentarios